Nota

 

Hace un tiempo me invitaron a armar una lista de mis 10 canciones instrumentales favoritas. Iba por la 9, habiendo incluido artistas de la talla de HerbieHancock, Miles Davis y Frank Zappa, decidí que la décima iba a ser nacional y, por qué no, under.

“Montaña de crudo y queso”, un tema largo, siete minutos y medio. El primer minuto de un Jazz absolutamente natural y pacífico que nos remonta a algún clásico. En menos de 15 segundos estamos chasqueando los dedos al pulso perfecto de Miodownik. El órgano de Limeres lleva una melodía sensacional y precisa, con un sonido tan particular que no encontré referencias para comparar. Valotta (Responsable de esta pieza junto con Limeres) entrega toda la profundidad del tema con una línea de bajo sutil, presente y prolija. Moyano, marcando los acordes en la viola con una simpleza que sostiene la vehemencia que después reluce. El tema se desarrolla y nos atrapa.

Minuto 1:12, un corte perfecto y un cambio absoluto de género y tiempo. Adopta un progresivismorockero con cortes seguidos y un riff impresionante. Comienza el solo de guitarra, sin grandes demostraciones de técnica ni velocidad, Moyano demuestra una expresividad apasionante para la cual no necesita grandes distorsiones ni volúmenes. Solo de órgano, también, simple, expresivo, asombroso. Escuchando solamente este tema nos damos cuenta del absoluto profesionalismo de estos cuatro músicos sensacionales y la capacidad de creación que tienen.

El 20 de Abril de 2014  salió el primer disco de Pasajero Luminoso, banda que me da una muestra del potencial que tiene en materia musical nuestro país.

La calificación de géneros que hace esta banda es absolutamente nueva, Jazz, Rock Progresivo, Tango, Candombe, Chacarera y Zamba. Esto se ejemplifica solo a lo largo del disco, “Chacareropa (El amague)” nos muestra que el Jazz y la Chacarera son compatibles cuando se compone a este nivel. “Despertango”, comenzando con una línea de bajo tan sutil como excepcional , nos lleva a las raíces del tango porteño. La canción homónima del disco y la banda es una melodía dulce, alegre y absolutamente folclórica.

Sin más, es menester que escuchen el disco y se dejen llevar, no se van a arrepentir.

Tuve la oportunidad de hacerle unas preguntas a “Pepo” Limeres, aquí van:

¿Qué significa para vos la música?

Creo que lo primero que surgió en mi fue el ritmo, desde muy chiquito, era como una fuerza interior que hacia moverme de acá para allá, quizá el baile haya sido el impulsor de lo que posteriormente desarrolle como músico.

Es ese lugar donde no existen reglas, donde la catarsis es moneda corriente. Siempre digo que es como una pileta, donde te tiras y siempre va a estar llena de agua, pura cristalina y refrescante.

Cuando lo que haces te gusta mucho, el tiempo se detiene, la tierra deja de girar, eso es para mí la música.

¿A qué edad comenzaste a tocar tú primer instrumento?

Creo haber empezado con la guitarra a los diez años, pero entonces la tocaba como un bajo porque mis manos eran muy chiquitas.

A los doce años mis viejos compraron un piano vertical y desde entonces no paro de aporrearlo.

¿Qué significa para vos Pasajero Luminoso?

Personalmente Pasajero fue un punto de inflexión musical, una necesidad que venía pidiendo pista hace varios años atrás.

Mucho trabajo, dedicación, un lugar de expresión infinita, exploración de uno mismo, de búsqueda constante. Cuando me junte con Pablo (Valotta) a fines del 2012, entre mate y mate coincidíamos en hacer música del alma, cuando toco la música de Pasajero me siento en casa.

Cuando se sumaron Juampi (Moyano) y el Sapo (Miodownik) y empezaron a sonar las primeras canciones, ahí, sentí que era la banda de los sueños.

¿De dónde salió el nombre de la banda?  

El nombre de Pasajero Luminoso fue el título del primer tema que compusimos con Pablo, ese nombre surge de un delirio (como todo lo que pensamos) pero luego nos pareció que la música que salía tenía ese halo de frescura positiva, que se identificaba con ese Pasajero luminoso que nos acompaña toda la vida, para mí no es ni más ni menos que la Música.

¿Cuáles son sus influencias?

Mis influencias pasan por el jazz, que fue mi primer amor, el tango, Piazzolla seguidos del Goye, Troilo Demare,etc. El folklore , el Cuchi en particular, el negro Aguirre… Todo el rock nacional e internacional, la música sudamericana, la música experimental y mucho jazz rock.

Con los años sigo sorprendiéndome con la música nueva o vieja.

¿Podrías elegir 3 temas favoritos del disco?

No tengo favoritos pero podría nombrarte estos tres;

Montaña de Crudo y Queso, Sonrisa de ojos y Chacareropa (El amague)

Se dice que la “buena música” está en crisis por falta de bandas nuevas que sean originales, ¿Compartís eso?

Crisis, que crisis… La música no tiene límites así como la creatividad tampoco lo tiene. Lo que está en crisis es el sistema capitalista que prioriza la rentabilidad inmediata por sobre el valor de lo artístico. Pero ese criterio tiene que cambiar o debería tender a desaparecer, acaso la historia no nos demostró que lo bueno a la larga es el mejor negocio. Yo veo chicos comprando discos de Almendra y no de Palito Ortega.

Creo que existe un nuevo paradigma, creo que la gente está cada vez más despierta.

¿Tienen pensado hacer una gira al interior?

Tenemos pensado hacer muchas cosas, esperamos poder ir pronto a todos los rincones del país, nos estamos preparando para un viaje donde lo urgente es tener paciencia!

¿Algo que quieras transmitir con estos lectores?

Cada uno hace lo que puede, lo que quiere o lo que debe con su vida, pero que la música sea siempre lo que quieres.

Joaquín Farizano

 

Para compartir...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someoneShare on TumblrPrint this page