Vuelve la 448 junto a bandas históricas de los '90

La banda liderada por Rolo Marín sube a escena junto a Priztik, Karma Sudaca y UT, quienes dominaron la escena del punk tucumano a fines del siglo pasado

Este sábado 25 de agosto el rock tucumano vivirá una noche históricaen la que subirán al escenario de Robert Nesta (San Martin 1.129) cuatro bandas pioneras de la provincia. A partir de la medianoche tocarán Priztik, Karma Sudaca, UT y el regreso de la 448.

Estas cuatro bandas han cruzado sus caminos a lo largo de más de tres décadas de música, forjando lazos de amistad que trascienden los escenarios. “Yo a UT lo veo por primera vez cuando era adolescente, después tengo la suerte que un amigo me lleva a un ensayo a escucharlos, eran los primeros que hacían Heavy metal en esta ciudad”, afirma Rolo Marín, cantante de la 448.

UT tocaba metal incluso antes de la aparición de V8, siendo unos verdaderos pioneros del género. Con diferentes nombres, la banda comenzó a tocar hacer 36 años. “En Argentina solo estaba Riff haciendo rock pesado, de afuera escuchábamos a Led Zeppelin, Black Sabbath u otras bandas clásicas del género”, explica Adrián Lloverá, cantante del grupo, en declaraciones a eltucumano.com.

La banda estuve ensayando durante un año y medio sin pisar los escenarios. En el 84, ya en democracia, llegó su primera presentación: “la gente se quedó quieta, no estaban enojados ni disconformes solamente no sabían que hacer frente a una música totalmente distinta”.


Este sonido cautivo a una cuota del público que comenzó a sentirse identificada con un rock distinto, cargado de energía y potencia diferente a la que ofrecían las otras bandas del momento. Parte de esos jóvenes, años más tarde agarrarían los instrumentos para armas los proyectos musicales con los que se presentarán este sábado.

“Siempre me trate de acercar a conversar con los chicos, soy más grande que el resto, pero me parece una novedad que haya sido referente porque a esto lo hacía por gusto, sin saber que podía motivar a alguien”, comenta Lloverá.

La posibilidad de ver a UT en vivo presentando “Como un Mamut”, disco que grabaron después de 30 años sin entrar a estudio, es una gran atractivo pero no el único de la noche. A trece años de su separación La 448 volverá a escenarios por única vez para realizar un show con la presencia de todos sus integrantes y con el objetivo de grabar el show para dejar un registro en alta calidad.

“El show va a ser interesante por el contexto y porque estamos ensayando con gente que no veía desde hace mucho tiempo”, comenta Rolo. La 448 fue un icono del hard rock tucumano, llevando su música a escenarios míticos como el de Cemento (Buenos Aires), haciendo giras por fuera del país, tocando con los mayores exponentes nacionales y poniendo sus canciones en las pantallas más vistas de los ´90 como MTV y Much Music.
Pese a ser un show de reunión, en el que se evocara el pasado, los músicos quieren dar el espacio para la invocación interpretando canciones con las dos formaciones de la banda en simultaneo. “La 4 siempre buscó la innovación sonora, en el 98 sumamos Dj´s a la grabaciones tal como lo hacían los vanguardistas de la época como Trend Reznor(Nine Inch Nails), tratábamos de evolucionar buscando nuevos horizontes dentro de la escena”, sentencia el cantante.

Karma Sudaca estará festejando el sábado los 20 años de “Títere”, el disco con el lograron llamar la atención del público para llegar a llenar sus shows en Plaza Independencia más de una vez. Este álbum tiene canciones que se  han transformado en himnos de la banda como “La Secta”, “Tarquino” o la homónima del disco.


La fecha fue organizada por los chicos de Priztik, quienes están festejando su cumpleaños 26. Desde hace cuatro años que la tradición es reunir a bandas locales que ya no tocan para celebrarlo. Los invitados anteriores fueron Volstead, Sol Perpetuo, Críos y Adán Cabrón.

“El sábado queremos que se viva un poco de lo que fue la explosión del rock en los ´90”, explica Edmundo Paiz Magli, cantante de Priztik. Los vínculos entre los músicos trascienden la afinidad arriba de los escenario para generar verdaderos lazos de amistad: “Rolo fue el que me sugirió para entrar a la banda cuando yo tenía 16 años, poder tocar con el nuevamente como lo hacíamos en esa época es muy movilizante”.

Después de tantos años juntos, habrá algunas ausencias arriba del escenario que se sentirán. Este reencuentro es una forma de homenaje a Pablo Zerda, baterista de UT, y Carna, bajista de la 448, ambos fallecidos.

“Es una forma de homenajear a los que hacen arte en una ciudad donde es difícil, falta guita y sobran huevos para empujar”, sostiene Rolo. “Nadie aguanta 30 años en esto si no es que realmente tenes amor por la música”.


El evento se realizara en Robert Nesta (San Martin 1129) a las 12 hrs puntuales. Las anticipadas se pueden conseguir en Plan B (San Lorenzo 359) y Revancha Store (Crisóstomo Álvarez 464)




Por Luciano Billone para eltucumano.com